Alimentos para acompañar el café

El café es un grano con un amplio abanico de aromas y sabores que evoca al campo, a las frutas, a las flores, a maderas, a caramelos, a cereales, a chocolate.  Y esa riqueza permite combinarlo en el desayuno, la comida o la cena con otros alimentos que potencian o contrastan con todos sus matices. 

Al arte de combinar café con alimentos se le llama maridaje y hay dos tipos: 

Por similitud. Se busca  que el café y la comida sean lo más parecido posible. 

Por contraste. El objetivo es crear sensaciones opuestas entre el café y los alimentos para   crear una combinación dinámica. 

Aquí te compartimos algunas ideas para ampliar tu experiencia a la hora de beber el café. Una ruta que te dejará con el deseo de  beber una taza más. 

Café africano con notas florales, como el azahar

Maridaje por contraste: Los aromas frescos de un café con notas florales contrasta de manera interesante con un sabor fuerte, como el queso.

Maridaje por similitud: Para acentuar la experiencia, una bebida con toques de flores puede acompañarse con alguna tarta de frutas aromáticas, como el plátano o el durazno. 

Café brasileño con notas a nuez

Maridaje por similitud:  Comparte el sabor a nuez con la quinoa,  por lo que éste es un alimento que se fusiona bien, ya sea cocido o en ensalada. Una tarta de frutas es también una combinación excepcional  para los cafés de Brasil. 

Maridaje por contraste:  El sabor fuerte y amargo del chocolate negro contrasta bien con el perfil de los cafés brasileños. Se puede servir en postres, como tarta o pastel. 

Café de Indonesia con perfil terroso y notas vegetales

Maridaje por similitud: Esta bebida contiene aromas a guisantes frescos verdes y un matiz terroso,  por lo que hace un match perfecto con una tarta de espárragos verdes. Éstos tienen notas aromáticas y gustativas en común con el café, lo que deriva en una combinación armoniosa y poco convencional. También presenta un perfil aromático achocolatado y a tabaco, por lo que se puede emparejar con un brownie de chocolate negro. 

Maridaje por contraste: Un flan de caramelo  resaltará las notas herbales y de tabaco de los cafés indonesios. Es una bebida con mucho cuerpo que, combinada con ese postre, resulta una experiencia sensorial única. 

Café costarricense de acidez afrutada

Maridaje por similitud: Va de la mano con panes horneados, como madalenas y donas, por el azúcar  y la leche que contienen. 

Maridaje por contraste: Los huevos con tocino, de perfil salado, entonan  increíble con los cafés de Costa Rica, sobre todo con los tostados. 

Café haitiano de baja acidez y afrutado

Maridaje por similitud:  El café de Haití va perfecto con frutas con hueso, como duraznos, ciruelas y albaricoques, ya sea en forma natural o en dulces.  Igual queda bien con las bayas, como los arándanos, que servidos en una crepa son deliciosos.

Café de Colombia  dulce y aromático

Maridaje por similitud: Las notas dulces y acarameladas del café colombiano son un excelente compañero de una tarta de zanahoria. Para el desayuno o la cena queda con una  tostada de pan o una madalena de chocolate.

Descarga la guía

Te puede gustar

Maridaje café y carne.
Maridaje

Maridaje de café y carne, una propuesta deliciosa

Hay parejas clásicas del café, como las que forma con el chocolate. Pero esta bebida también se puede maridar de una forma menos usual con la carne.

Mundo barista

Calidad del agua para un buen café

El exceso de minerales y sustancias químicas causa sabores desagradables y afecta la extracción.

Historias

Mujeres reviven el café en Puebla

Son apoyadas por la Alianza de Mujeres en Café México; tras emigrar sus esposos, ellas siembran el grano.